Ir a contenido
¡Inauguramos nuestra nueva web bajando los gastos de envío a 2,95€! 📦
¡Bajamos los gastos de envío a 2,95€! 📦

PARQUE NACIONAL MARITMO - TERRESTRE DE LAS ISLAS ATLÁNTICAS DE GALICIA

por VV. AA.
Precio original €42,00
Precio actual €24,95
ISBN 9788493347567

 Aquí está la mejor playa del mundo. Y no lo decimos nosotros, lo dice el periódico The Guardian. Es la playa de Rodas en las islas Cíes. Aguas cristalinas y tranquilas, arena fina y dorada, una sugerente forma de media luna y, protegiendo la playa, un bosque de pinos que invitan a la siesta.


Si en el pasado las Cíes fueron refugio de piratas, ahora están deshabitadas y abiertas al público sólo en verano. Así se conservan como un paraíso natural, sin prisas, sin tráfico. Sólo el rumor de las olas y el viento. 

Además de las Cíes, el Parque Nacional de las Islas Atlánticas incluye Ons, Sálvora y Cortegada. En Ons no te pierdas las misteriosas "furnas", cuevas marinas esculpidas en granito que, como la legendaria "Burato do Inferno", se decía que bajaban hasta el mismo infierno y en las noches de tormenta podían oírse las voces de los muertos. Y luego, para recuperar fuerzas, nada como saborear el famoso "polbo á Illa".

Ons y su hermana Onza u Onceta y el islote de las Freitosas cierran la ría de Pontevedra con una línea de costa perfilada con arena de playas. Por el contrario, la parte no visible desde tierra es extremadamente agreste y propicia para la formación de cuevas marinas (furnas) y escollos. El paisaje submarino de esta cara oceánica lo forman paredes verticales llenas de vida gracias al afloramiento de aguas profundas ricas en nutrientes. Lo supieron bien los habitantes de esta isla, la única actualmente poblada del Parque Nacional, dedicados a la pesca entre la que destaca la captura del pulpo.con una línea de costa perfilada con arena de playas. Por el contrario, la parte no visible desde tierra es extremadamente agreste y propicia para la formación de cuevas marinas (furnas) y escollos. El paisaje submarino de esta cara oceánica lo forman paredes verticales llenas de vida gracias al afloramiento de aguas profundas ricas en nutrientes. Lo supieron bien los habitantes de esta isla, la única actualmente poblada del Parque Nacional, dedicados a la pesca entre la que destaca la captura del pulpo.

Sálvora, en el extremo occidental de la ría de Arousa, con toda su constelación de islas cargada de leyendas e historias marineras como las pequeñas Noro, Vionta y Sagres, es la reserva total en fondo y superficie. Al igual que en las anteriores Cíes y Ons, el paso del hombre ha dejado la existencia de edificaciones humanas de uso religioso (capillas, altar o iglesia), civil (faros), militar (fortalezas) e industriales. En Sálvora la fábrica de salazón se convirtió en pazo con dos torres y encontramos además una aldea de hermosa apariencia tradicional con ocho hórreos y capilla.

Cortegada y las vecinas Malveiras gozan de la proverbial riqueza biológica del mar interior de Arousa. Para observar la actividad productiva el muelle y paseo de Carril ofrecen buenas lecciones de marisqueo con sus parques de cultivo de almeja y berberecho. Las mareas son la única frontera de la isla de Cortegada que parece conquistable a pie. En ocasiones se realizan visitas guiadas que además de la historia insular muestran tras su espeso pinar el tesoro vegetal que representa el bosque de laureles con ejemplares de hasta doce metros de altura.

Los sistemas naturales representativos del Parque Nacional de las Illas Atlánticas son las zonas costeras y la plataforma continental atlántica. En todas las islas existen zonas de reserva para la cría de aves marinas que el visitante deberá respetar. La vida vegetal está condicionada por los vientos cargados de salitre. La flora más representativa está en acantilados y dunas. Abundan los tojales y las rarezas del Parque son la camarina (Corema album), la xesta de Ons (Cytisus insularis) y las flores llamadas paxariños de la Linaria arenaria (pequeña planta anual propia de las dunas estabilizadas).

Gran parte de los animales terrestres también dependen del mar. Numerosas colonias de aves, principalmente de gaivota patiamarilla y cormorán moñudo. En el mar, posibilidad de avistamiento de cetáceos como el rorcual común que en el verano frecuentan estas aguas. Además, en el medio marino son importantes las comunidades de algas pardas.

Índice

Presentación.

Mapa.

Medio físico.

Flora y vegetación terrestre.

Fauna terrestre.

Medio marino.

Arqueología e historia.

La visita al Parque Nacional.

El entorno del Parque Nacional.

Parques Naturales de Galicia.

Bibliografía.

 

____

Editorial: Esfagnos

Idioma: Castellano